Estrategia durmiente vs Estrategia beligerante en los FIM (y II)

Estrategia durmiente vs Estrategia beligerante en los FIM (y II)

Decíamos en la primera parte del artículo que en los fondos de inversión mobiliaria de gestión activa, el gestor elige valores sin fijarse en la ponderación que tiene en un índice de referencia, con lo que si la elección es acertada la rentabilidad será muy superior a su índice de referencia y por el contrario si no acierta la rentabilidad será muy inferior a su índice.

Mientras que los fondos de inversión mobiliaria de gestión pasiva el gestor compra los valores en la proporción casi exacta a como ponderan en el índice de referencia.

Pero la anterior no quita que nosotros, los inversores, bien compremos un fondo de inversión activo o pasivo podemos adoptar una estrategia durmiente o bien por el contrario, una estrategia beligerante.

Supongamos que queremos invertir 10.000 euros en este fondo en los dos casos siguientes. Hagamos un cuadro resumen con los correspondientes cálculos:

Con la estrategia durmiente, estaría representada por la línea naranja y tenemos que suponer que si hemos tenido la gran suerte de compras el día 13 de octubre del 2014 a 119,53 euros la participación y hemos vendido en lo máximo el día 20 de junio del 2017 en su máximo a 187,15 euros la participación hemos sacado un TAE del 21.05%.

UNICA COMPRA
FECHA DE COMPRA 13/10/2014
PRECIO DE COMPRA 119,53 €
UNIDADES COMPRADAS 10.000 / 119,53 = 83,8610 participaciones
FECHA DE VENTA 20/06/2017
PRECIO DE VENTA 187,15
MONTANTE OBTENIDO 83,8610 * 187,15 = 15.657,16 euros
RESUMEN
DIAS TRASCURRIDOS 981 días
BENEFICIO BRUTO 5.657,16 €
TAE 21,05%

Sacar un 21,05% no es mala rentabilidad, tan solo hemos entrado en el punto mínimo del periodo que estamos considerando en el gráfico y hemos vendido en el punto máximo también del gráfico. Mientras tanto, la Bolsa europea ha hecho varios dientes de sierra, pero nosotros hemos estado dormidos y no hemos prestado atención a esos movimientos secundarios, por lo que cuando ha tocado bajar nuestro fondo ha bajado y cuando ha tocado subir nuestro fondo ha subido y el resultado final es el que hemos visto y hemos calculado.

Por el contrario, si adoptamos, nosotros los partícipes, no los gestores del fondo, una estrategia beligerante, representada por las línea verdes, siguiendo algún sistema para entrar y salir del fondo de acuerdo a los cambios de tendencia, y así por ejemplo en nuestro caso haremos los cálculos como si hubiéramos seguido al DAX 30 de acuerdo a las entradas y salidas marcadas por LUMAGA SYSTEM, pues bien, veamos qué resultado sacaríamos:

PRIMERA COMPRA NUEVA COMPRA NUEVA COMPRA NUEVA COMPRA NUEVA COMPRA
FECHA DE COMPRA 03/11/2014 12/10/2015 29/02/2016 11/07/2016 06/12/2016
PRECIO DE COMPRA 132,29 € 151,37 € 151,90 € 158,15 € 155,94 €
UNIDADES COMPRADAS 10.000 / 132,29 = 75,5915 12.859,62 / 151,37 = 84,9549 13.248,72 / 151.90 = 87,22 13.197,26 / 158,15 = 83.4477 13.523,53 / 155,94 = 86.7227
FECHA DE SALIDA O VENTA 20/04/2015 14/12/2015 13/06/2016 12/09/2016 29/06/2017
PRECIO DE VENTA 170,12 € 155,95 € 151,31 € 162,06 € 181,60 €
MONTANTE OBTENIDO 75,5915 * 170,12 = 12.859,62 € 84,9549 * 155,95 = 13.248,72 € 87,22 * 151,31 = 13.197,26 € 83,4477 * 162,06 = 13.523,53 € 86,7227 * 181,60 = 15.748,84 €
RESUMEN
DIAS TRASCURRIDOS 969 días
BENEFICIO BRUTO 5.748,84 euros
TAE 21,65%

Veamos varias conclusiones:

  • Posiblemente llame la atención la poca diferencia de TAE entre un sistema y el otro, pero es debido a un fondo elegido a propósito para ello.
  • La diferencia más importante se encuentra en fondos con mejores rentabilidades y que son más pasivos que este, pues paradójicamente la estrategia beligerante es más adecuada cuanto más pasivo sea el fondo.
  • La gran ventaja de la estrategia beligerante es que en caídas tipo punto.com o burbuja subprime estamos fuera y no nos tragamos caídas del 20% o 30%, que necesitan varios años para recuperar lo perdido. Se ve claramente en las bajadas del periodo estudiado, que no habríamos estado en el fondo.
  • Con la estrategia beligerante, en cierto modo las subidas se van consolidando, debido a la prontitud con que se sale de la renta variable, lo que no ocurre con la estrategia durmiente, en la que el fondo sube y baja como un corcho en el mar.
  • Además, estas salidas a fondos FIAMM o fondo de inversión en mercados monetarios, nos dan la oportunidad de buscar otros que tengan mejores rendimientos en la siguiente entrada, pues aquí hemos supuesto que siempre volvíamos a entrar en el mismo fondo, pero no tenemos ninguna obligación de repetir en el mismo fondo de inversión.
  • Por motivos fiscales se puede traspasar a FIAMM en las salidas y viceversa sin peajes fiscales.

En próximos artículos traeremos más comparaciones de formas de actuar con fondos.

Por último aclarar que el fondo elegido ha sido seleccionado de forma aleatoria, por tener una baja volatilidad y un rendimiento medio dentro de su categoría, no suponiendo ningún tipo de recomendación de comprar, mantener o vender el citado fondo.